No comments, no life


Quiero hacer hincapié en lo saludable de esta práctica y en cómo es que gracias a ellos, una pésima nota hasta nos pude llegar a resultar simpática: me refiero a la posibilidad que ofrecen los medios digitales para que el internauta pueda dejar sus comentarios respecto a los artículos (o por lo menos utilizándolos como excusa para hablar de otra cosa).  

Que existe censura con algunos temas por parte de quienes los administran, es verdad. También es cierto que hay temas sensibles que deben ser respetados y no lo son (por ejemplo, como los que se pudieron observar recientemente en referencia a la salud de la Presidenta). No obstante, desde Botica de Sensaciones, no me ocuparé de ninguno de estos aspectos por ahora.

Ahora sí, hechas las aclaraciones de rigor, entonces paso a descontracturarme para rescatar aquellos que sí nos arrancan una sonrisa (o por qué no una carcajada) y con los que solemos deleitarnos en las notas menos pensadas.

Por ejemplo, se da por asumido en algunas redacciones que el éxito de la nota dejó de depender de su título, foto y bajada, sino del número que ostente el contador de “comentarios” que se exhibe al pie de cada una. Y por más desopilante que les pueda parecer a aquellos viejos escribas del periodismo, es así.

Un claro y fresco ejemplo (hay miles diariamente), es el del perro de la Afip que detectó 10 kilos de droga en un operativo llevado a cabo en el puente internacional General Villegas. De buenas y primeras, la crónica publicada por La Nación es de tipo “policial a colores”. Es decir: hay drogas, gente detenida, intervención de la justicia, y el principal protagonista es “Bruno”, un perro de raza Labrador que se llevó todos los aplausos.        

Debo confesar (como en las mayoría de las veces que accedo a este tipo de notas), que lo que más me llamó la atención fueron los 124 comentarios que había recibido hasta ese momento, y no la noticia en sí. De hecho, primero me dirigí hacia ellos y luego al escrito.

Algunos de los comentarios: “Si fueran todos perros los de gendarmería se acabaría el narcotráfico, porque los perros son fieles y no conocen de corrupción… hay que aprender de algunos animales…y encarcelar a otros”; “¡PERRETE ALCAHUETE!”; “Así que ya saben muchachos, a ir preparados: 10 lucas para coimear a los inspectores, y medio kilo de lomo para coimear a Bruno”; “Muy bien por Bruno; este detecta la droga, pero lo más importante es que no lo pueden COIMEAR, para arreglar las cosas, este perro es un ejemplo para un gran número de empleados públicos, coimeros y corruptos”; “Ahhhhhh, entonces el otro día cuando fui a hacer un trámite en la AFIP me atendió uno de esos….. usaba pollera y no ladraba…. jejejeje”; “Bruno olvídate que te invite al after office”; “QUIERO DESTACAR LA FIDELIDAD Y LA LABOR DE ESTE PERRO, DE LA QUE CARECEN MUCHOS SERES HUMANOS”; “Bruno, sos boleta. Ahora me va a costar más falopearme gracias a vos”.

La nota publicada en La Nación: Bruno, uno de los perros entrenados para la lucha contra el narcotráfico, impidió hoy el paso de 10 kilos de droga por el Puente Internacional General Artigas, que une Colón con Paysandú.

La droga, 5 kilos de cocaína y 5 de marihuana, fue descubierta por el can, luego de que un micro de la empresa Copay fuera sometido al control de rutina en el Puente Internacional “General Artigas” (Colón – Paysandú). El perro señaló el equipaje de un viajero de nacionalidad argentina que contenía sustancias que al ser sometidas a los reactivos arrojaron como resultado cocaína y marihuana, informó la AFIP.

En la causa interviene Juzgado Federal de Primera Instancia de Concepción del Uruguay, quien de inmediato dispuso el secuestro de la droga y la detención del pasajero.

Perros antinarcóticos

Son 300 los perros que utilizan la Aduana y la AFIP para la detección de drogas. Las razas son Golden Retriever y Labrador, que fueron elegidas básicamente por las “óptimas características olfativas de los canes y porque no son animales agresivos”. Asimismo, la DGA está experimentado con una raza nueva: Flat-Coated Retriever. En todos los casos, los perros duermen y viven con sus guías entrenadores, según indicó el organismo.

Hace poco comenzó a utilizarse a estos perros para la detección de dólares.


Para ir finalizando con esta observación que la cotidianidad nos brinda, les propongo hacer el ejercicio con notas políticas, económicas, sociales, policiales, deportivas, de salud, etc. Les aseguró que en todas encontrarán una gran variedad de comentarios que seguramente luego los compartirán (ya sea por lo gracioso o lo indignante) con sus más próximos. ¿Y la noticia? Bien, gracias…

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s